Pequeños lectores: “La paloma necesita un baño”, de Mo Willems

la paloma necesita un baño

Últimamente parece que estoy haciendo patria con las editoriales valencianas, pero os puedo asegurar que no es nada premeditado. Sucede que están publicando libros muy buenos, como los dos que tenemos en casa de Andana Editorial. Del primero, ‘La paloma necesita un baño’, os voy a hablar hoy. Y del segundo, una delicia titulada ‘La niña de los libros’, lo haré próximamente, porque son dos libros que no pueden faltar en ninguna librería infantil que se tercie. Ni tampoco en ninguna estantería doméstica dedicada a los álbumes ilustrados de nuestros hijos. Y no exagero, que lo sepáis.

‘La paloma necesita un baño’, escrito e ilustrado por el reconocido y archipremiado Mo Willems, es uno de los libros más simpáticos y graciosos que han entrado en nuestra casa en mucho tiempo. Yo me he reído a carcajada limpia leyéndoselo a Mara. Y la pequeña saltamontes no puede ocultar la sonrisa cada vez que lo leemos. Quizás porque se siente identificada con esa paloma sucia hasta más no poder que se niega a darse un baño porque ella se siente limpia. O, posiblemente, porque le da mucha pereza meterse en la bañera porque, como ella misma dice, la vida es muy corta como para perderla en cosas sin importancia. Como bañarse.

la paloma necesita un baño 02

A medio camino entre el cómic y el álbum ilustrado, Mo Willems, que empezó trabajando en Barrio Sésamo (momento vintage-nostálgico), confecciona en ‘La paloma necesita un baño’ un monólogo interior (el de la paloma) tan hilarante como brillante, fiel reflejo de lo que vivimos cada día en nuestras casas miles y miles de padres cuando intentamos bañar a nuestros hijos y obtenemos un rotundo “NO” por respuesta. Y mientras vemos el proceso que acaba llevando a la paloma al agua, asistimos a escenas absolutamente desternillantes, como la de las moscas (“¡Date un baño, tía!”) o la del momento en el que la protagonista empieza a llenar la bañera mientras sigue buscando excusas, una tras otra y sin cesar, para postergar un poco más el inevitable momento del baño.

la paloma necesita un baño 03

El final, que no os quiero adelantar, también lo conocemos todos. O al menos todos aquellos a los que nos cuesta una vida bañar a nuestros hijos. Y creo que en eso reside la magia de ‘La paloma necesita un baño’. Y si, es innegable su sentido del humor y esos diálogos de la paloma que, leídos en voz alta, parecen interpelar a nuestros hijos (“¡A lo mejor eres TÚ quien necesita un baño!”), pero creo que el gran mérito de Mo Willems ha sido reflejar sobre el papel, en la figura de una paloma y con un grandioso sentido del humor, una situación cotidiana que se repite a menudo en hogares de cualquier rincón del mundo.

la paloma necesita un baño 04

Canela fina.

2 respuestas

  1. Adara
    Responder
    1 julio 2017 at 10:49 pm

    De la Paloma en casa tenemos: No dejes que la paloma conduzca el autobús y La paloma encuentra un hot dog. El primero lo tenemos de hace años y no falla. Siempre les hace partirse de la risa y es que la paloma es cabezota e insistente que no veas. Se empeña en conducir el autobus y los niños deben evitar por todos los medios que lo haga. Muy graciosos estos libros. Un saludo

Deja un comentario

* Rellena todos los campos