Cinco novelas para regalar en el Día de la Madre cargadas de maternidad

Últimamente estoy leyendo mucha maternidad, mucha paternidad, muchas historias en las que me siento representado, por las que me siento conmovido, que me tocan la fibra en su proximidad. Cada uno vivimos la experiencia a nuestra manera, pero todos confluimos de alguna u otra forma en esta aventura. Las cinco novelas que os recomiendo a continuación son una muestra de lo que hablo, cinco libros en los que la maternidad toma protagonismo y que son un regalo perfecto para el Día de la Madre que asoma a la vuelta de la esquina. 

La mejor madre del mundo, de Nuria Labari

“Ser madre te cambiará la vida. Eso me decían cuando me quedé por primera vez embarazada. Así que yo intentaba imaginar qué clase de futuro me esperaba después de parir. Pero estaba equivocada. La maternidad cambió mi pasado, fue una nueva manera de sentir todo lo anterior. ¿De qué otra forma podrían las cosas ser diferentes a partir de un instante si no es modificado todo lo que pasó primero? En realidad, nada ni nadie te cambiará la vida si no es capaz de cambiar tu memoria”, escribe Nuria Labari en un fragmento de La mejor madre del mundo.

Qué identificado (sin parir) me sentí con esta reflexión de Labari. Y con muchas otras que pueblan las páginas de La mejor madre del mundo, una novela honesta y valiente hasta decir basta sobre la maternidad. El cénit de esa identificación ha llegado con un capítulo, ‘Obedecer’, que Diana, que leyó el libro antes que yo, tiene completamente marcado y subrayado. Estuvo a punto de explotarme el cerebro mientras lo leía. Ya no sabía si Nuria escribía sobre ella y Hombre o sobre Diana y servidor. Qué manera de narrar una realidad doméstica que no entiende de fronteras económicas, geográficas o sociales. Qué maravilla.

Empecé suspicaz la lectura del libro, pero me ha ido enganchando capítulo a capítulo. Después de leerlo cada vez tengo más claro que Knausgard tiene razón, que “lo inventado no tiene ningún valor”, que lo único que sigue teniéndolo es “la parte de la literatura que no es narración, que no trata de nada, sino que sólo consta de una voz, la voz propia de la personalidad, una vida, un rostro, una mirada con la que uno podría encontrarse”.

Una mirada como la de Nuria Labari.

Compra ‘La mejor madre del mundo’ en Amazon por 17€


La edad del desconsuelo, de Jane Smiley

“Cuando tienes por costumbre observar a tus hijas, hablar de ellas, analizarlas, tocarlas, bañarlas, acostarlas (…) cuando has inspeccionado sus excrementos y lamentado sus sarpullidos por culpa del pañal y, sobre todo, cuando has apretado sus carnes contra las tuyas, entonces ya no hay vuelta atrás. La imagen de tus hijas se te graba en el cerebro con tal profusión de detalles que te acompaña siempre. Cuando acordé con Dana que quería ser un padre involucrado, fui capaz de prever el tiempo que ello conllevaría, pero no el riesgo ni el corazón. No fui capaz de prever que el número de grados que marca un termómetro podría paralizarme, hacerme imaginar todas las desgracias posibles”, afirma el narrador de La edad del desconsuelo.

Esta novela breve, que se lee como un relato, es una bella, profunda y, por momentos, triste reflexión sobre el matrimonio, ese “pequeño contenedor” en el que, como afirma Dave, el protagonista y narrador, “apenas caben unos pocos hijos”; porque el punto de partida ya son “dos vidas interiores, dos seres reflexivos, de la complejidad que sea, que brotan de él, una y otra vez, rompiéndolo, deformándolo”.

Una pequeña joya La edad del desconsuelo, de la premio Pulitzer de narrativa Jane Smiley, publicada originalmente en 1981 y que ahora la editorial Sexto Piso trae por primera vez a España. Para leer del tirón.

Consigue ‘La edad del desconsuelo’ en Amazon por 14,31€


El verano en que mi madre tuvo los ojos verdes, de Tatiana Tibuleac

“«Solo piensas en la muerte cuando te mueres, Aleksy, solo cuando te mueres, y eso es una tontería, una inmensa tontería. Porque, en lugar de todos sus sueños, la muerte es lo más probable que va a sucederle a un individuo. De hecho, lo único que le va a suceder con toda certeza. Por eso, Aleksy, no hagas nunca las cosas a lo tonto pensando que tendrás tiempo de enderezarlas, porque no lo tendrás. El tiempo de después lo utilizarás para hacer más tonterías y para morir más deprisa.» (…) Mi madre tuvo razón esa tarde y otras tardes que siguieron. Pero el papel de filósofo no le pegaba en absoluto, ni siquiera a punto de morir (…) Me gustaría ver al menos a un joven que dejara de hacer el tonto solo porque se lo ha dicho su madre. Que dijera «sí, por qué no voy a cambiar y hacer caso a mi madre, ella se está muriendo y sabe lo que dice». Probablemente existan, pero seguro que son unos jóvenes viejos y muy muy infelices”.

Este fragmento es una síntesis perfecta de El verano en que mi madre tuvo los ojos verdes, la novela de la autora moldava Tatiana Tibuleac publicada por Impedimenta que me ha encantado hasta el punto de leérmela en tres días, aunque la hubiese devorado en uno si no me venciese el sueño por las noches.

Una historia de vidas rotas, de una relación madre-hijo tan cruel como conmovedora que se mantiene unida por el frágil hilo de los ojos verdes de una madre ausente cuyo destino, escrito de antemano, marca un verano de reconciliación. Y qué personaje Aleksy, por favor. Memorable.

Puedes comprar ‘El verano en que mi madre tuvo los ojos verdes’ en Amazon por 18,45€


Maternidad, de Sheila Heti

“Es como la anécdota que me contó mi prima religiosa cuando tomamos en su casa la cena del sabbat, la anécdota de la joven que preparaba el pollo igual que su madre, quien a su vez lo preparaba como la suya: le ataba las patas antes de meterlo en la cazuela. La joven le preguntó a su madre por qué las ataba, y la mujer respondió: “Es lo que hacía mi madre”. La joven preguntó a su abuela por qué lo hacía, y la abuela respondió: “Así lo hacía mi madre”. Cuando la joven le preguntó a su bisabuela por qué había que atar las patas del pollo, la mujer contestó: “Era la única manera de que cupiera en la cazuela”. Creo que eso es lo que me parece la procreación: un gesto necesario en el pasado y sentimental hoy en día”.

Igual que hay formas y formas de ser madre, también hay formas y formas de no serlo. Sheila Heti, a quien he tenido el placer de entrevistar para El País a propósito de Maternidad, tiene una forma muy peculiar de explicarlo en este libro autobiográfico, ameno y lleno de reflexiones para guardar en el que se debate intensamente entre ser o no ser (madre).

‘Maternidad’ disponible en Amazon por 17,90€


Mamá, de Jorge Fernández Díaz

“Ascendiendo por sus ramas, remontando un río hecho de tiempo, me encontré con parientes remotos que inexplicablemente se parecían a mí. En realidad, yo resultaba ser una mezcla de aquellos rasgos, gestos, taras, vicios, talentos y actitudes. Si cualquiera de nosotros pudiera dibujar a conciencia su árbol genealógico descubriría al final su propio rostro imaginario. Toda nuestra existencia está prefigurada en esa aventura total que vivieron nuestros antecesores”, escribe Jorge Fernández Díaz.

Este libro es una maravilla. Una historia de emigración, de destierro, de superación, de caídas, de nudos familiares que es imposible deshacer. Una crónica familiar memorable que se entreteje alrededor de la figura de Carmina, la madre del autor. Juro que mientras la leía yo también me sentía un Fernández Díaz, un miembro más de esa familia separada y devastada por un océano.

“Y así seguimos, luchando como barcos contra la corriente, atraídos incesantemente por el pasado”, escribía Francis Scott Fitzgerarld. Mamá, de Jorge Fernández Díaz, es una muestra de esa atracción infinita por el pasado, del poder irresistible de la nostalgia. Una delicia.

‘Mamá’ en Amazon por 16,10€


 

Quizás también te interese:

Deja un comentario

* Rellena todos los campos

En cumplimiento de la legislación española vigente en materia de protección de datos de carácter personal y del reglamento europeo RGPD 679/2016 le informamos de:

Responsable: Adrián Cordellat + info

Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info

Legitimación:: Consentimiento expreso del interesado. + info

Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.

Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info

Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web unpapaenpracticas.com + info