Vacaciones, ¿Vacaciones?

verano01.jpg

He tenido serias dudas sobre si abordar el tema de las vacaciones o no, pero lo bueno de este blog es que ha reunido a un montón de padres y madres de BADs (Bebés de alta demanda) y muchos de ellos me han pedido que cuente nuestra experiencia. Y tampoco es cuestión de defraudarlos. Sé además que hay algunos papis con escapadas en mente y fijadas en el calendario para las próximas semanas, así que este post igual sirve para que se replanteen las cosas y se dejen de viajes. ¿Qué es eso de viajar y querer hacer cosas? ¡Que tenéis un BAD entre manos! Entiéndase la ironía, por supuesto. Al final de todo se sale. Con más o menos ganas de vivir. Pero se sale xD

La verdad es que me costaría encontrar un adjetivo para nuestras primeras vacaciones en familia: ¿Caóticas? ¿Estresantes? ¿Infernales? Puede que lo suyo sea una mezcla de todos estos adjetivos. Y de alguno más. Pero no os vayáis a creer, que también hemos tenido nuestros momentos de risas, “relax” y aparente normalidad. Han sido escasos, pero los ha habido. Y creo que con eso nos debemos quedar. Con eso y con la certeza de que es casi imposible ir a peor dentro de un año. Así que al menos sacamos algún mensaje positivo.

Para empezar reconoceremos que la culpa ha sido nuestra y solo nuestra. Tenemos tantos cambios vitales en mente que se nos fue el santo al cielo y pillamos las vacaciones una semana antes de irnos. Y eso ya es un mal comienzo. Las cosas con prisas no se hacen bien. Primero porque decidimos viajar en coche, aún a sabiendas de lo poco que le gusta a nuestra pequeña saltamontes estar sentada y atada con cinturones. El resultado fue el esperado. 5:30 horas para viajar a Valencia en la ida. Y casi seis para volver desde Alicante a la vuelta. Paradas cada pocos kilómetros, algunas de hasta 45 minutos para conseguir dormirla. Lloros. Berrinches. Estrés.

Segundo por elegir mal el apartamento. Y en general por coger un apartamento para las vacaciones. Las intolerancias alimentarias de la peque nos hicieron decantarnos por él, pero al final es como estar en casa sólo que en otra parte del mapa. Pillamos uno que tenía buena puntuación y aparentemente estaba bien. Una vez que llegamos allí nos dimos cuenta de que estaba a tomar por culo muy lejos de la playa y de la civilización. Así que el coche, con lo que le gusta a Mara, se convirtió en un compañero de viaje indispensable. Estoy seguro de que si lo hacemos a propósito, no hubiésemos elegido peor. Y tercero porque a todo ello se sumo Murphy para regalarnos una ola de calor insufrible a la que se sumaba la humedad propia del Mediterráneo. La ecuación no falla:

Bebé de alta demanda + crisis de crecimiento + viajes en coche a todas horas + calor infernal= Éxito asegurado.

Tal fue el éxito que nos volvimos un día antes de lo que teníamos previsto. No os digo más. Perdimos dinero, pero eso era lo de menos. Un día más allí, con Mara en plena ebullición y nosotros sumidos en la más absoluta desesperación, era un viaje garantizado a la locura. La última semana la pasamos en casa. Ya más tranquilos. Y desde la tranquilidad que da el hogar recordamos momentos chulos. Como el primer baño en la playa de Maramoto, nuestro paseo por el casco antiguo de Altea aderezado por el “agradable” sonido de los gritos de Mara, nuestra comida infernal en Moraira, las carcajadas de la pequeña saltamontes cuando el calor le daba un respiro, las risas tontas que sucedían a los momentos de desesperación y la certeza de que las cosas saldrán mejor o peor, pero que da gusto hacerlas juntos. En familia.

El año que viene lo volveremos a intentar. Con más tiempo. Eligiendo mejor. Cambiando de destino en busca de un clima más fresquito. Seguro que entonces conseguimos que la ecuación cambie de factores.

53 respuestas

  1. 3 septiembre 2014 at 9:18 am

    Pobres! A veces es duro, pero merece la pena intentarlo. La verdad es que nosotros sí solemos tener suerte en los viajes (salvo por el coche) y al bichito le encanta la novedad y cambiar de aires… Aún así, no te puedo decir porque este verano nos hemos quedado sin vacaciones como tal, pero en el viaje a Amsterdam todo fue bastante bien (eso si algún momento de desesperación es inevitable).

    Mucho ánimo y besos a los 3!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 9:48 am

      En nuestro caso creo que a Mara se le juntaron el calor y la crisis de crecimiento. Y fue imposible. De normal, cuando vamos a sitios nuevos, suele estar tranquila mirándolo todo. Pero las vacaciones fueron un horror. Imagino que también es una cuestión de tiempo. Veremos a ver cómo se dan futuros viajes 🙂

      ¡Un besote, familia!

  2. Sonia (la mamá de Álvaro)
    Responder
    3 septiembre 2014 at 10:16 am

    Ay madreee! Nosotros no nos atrevimos a viajar solos con Álvaro hasta q tenía 22 meses! Nos llevábamos a la familia y entre todos se hace más llevadero.
    Seguro q el próximo año os va mucho mejor, ya vereis. Con la edad llega el conocimiento o eso dicen!
    Besitos

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 10:18 am

      Los únicos días más decentes (porque Mara se ponía como una moto por las noches) fueron los que pasamos en Valencia con la familia. Allí la peque iba de brazo en brazo y estaba aparentemente tranquila. Pero sólo aparentemente, porque tantos brazos la volvían loca. Y por la noche era imposible dormirla del ajetreo que llevaba en el cuerpo :-)) Seguro que el año que viene es mucho mejor! ¡Un besote!

  3. 3 septiembre 2014 at 11:15 am

    Osti… nosotros nos fuimos a Menorca con la enana cuando tenía 11 meses (y mucho miedo de cómo iba a ir); escogimos un aparthotel para no tener que hacer comidas (solo para la peque); lo cierto es que nos fue de vicio, y te puedo asegurar que en tus descripciones a veces pareces que hablas de mi hija, jaja… todos nos lo pasamos fantástico y la experiencia fue buenísima, tanto es así que ya hemos ido a Toulouse, Cerdeña, Amsterdam… 😛

    Ánimos y p’alante que luego es genial 🙂

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 11:30 am

      Creo que en nuestro caso se juntaron muchos factores para que la cosa no saliera bien. Seguro que el año que viene mejoramos. Tenemos tantas ganas de viajar juntos los tres… Y qué envidia me das, compañero! 🙂 ¡Un abrazo!

      • 3 septiembre 2014 at 11:33 am

        Bueno, de todo se aprende!

        Yo te animo a que vayas a todos sitios con ella… aunque luego la gente te tache de loco; total, al final ellos se comportan igual o mejor que en casa 😉

      • Un papá en prácticas
        Un papá en prácticas
        3 septiembre 2014 at 11:44 am

        Sí, sí. Nosotros vamos a todos los sitios con ella. Nada de dejarla con abuelos. Lo que hacemos, es con ella. Pero a veces las cosas no salen bien, jajaja

      • 3 septiembre 2014 at 11:52 am

        Osti, recuerdo cuando era super bebé y bajábamos por el centro a dar una vuelta… iba berreando todo el camino y mirábamos otros niños que iban plácidamente durmiendo y entre nosotros comentábamos: Por qué ella no actúa así? jajaja.

      • Un papá en prácticas
        Un papá en prácticas
        3 septiembre 2014 at 12:06 pm

        Eso nos preguntamos nosotros siempre que salimos de casa XD Pero al final uno hasta se acostumbra y todo 😉

  4. 3 septiembre 2014 at 11:51 am

    ¡¡¡Uffff… vaya tela, chico!!! Con esto de la vuelta al curre, estoy un poco lento en ponerme a postear de nuevo, pero sí tengo en mente comentar algo de nuestras primeras vacaciones en cuanto pueda, y en nuestro caso ha sido bien diferentes: mucho mejor de lo esperado, y lo mejor es que salió in extremis, casi casi improvisado.

    De todas maneras, como dice el resto por aquí, seguro que en futuras salidas, la cosa mejorará y podréis DISFRUTAR todos juntos, así… con mayúsculas.

    ¡Un saludo!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 12:07 pm

      Quedo entonces a la espera de ese post 🙂 Yo creo que lo normal es que salgan bien. En nuestro caso se juntaron demasiados factores para hacerlas inviables. Murphy siempre anda al acecho de padres primerizos desprevenidos 😛 ¡Un abrazo!

  5. adiazreb
    Responder
    3 septiembre 2014 at 12:41 pm

    Pufff. Os entiendo. Nosotros fuimos a Valencia para que el viaje fuera corto y aún así, para ir tardamos 7 horas….

    Eso si, luego compensa. Lo que le gusta la playa y el agua a la peque, qué risas se ha echado. 🙂 En todo caso, creo que con un peque “activo” (y mas si es BAD) no hay otra, estás al 100% todo el tiempo.

    ¡Ánimo en la vuelta a la rutina!

    Un abrazo

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 12:53 pm

      Eso sí, los ratos que estuvimos en la playa la peque los disfrutó. Y eso que al principio no le hacía mucha gracia el agua con las olas. Pero luego se soltó la melena y hasta se enfadaba si la querías sacar 🙂 ¡Me alegra que disfrutaseis de las vacaciones por mi tierra, familia! ¡Un abrazo!

  6. 3 septiembre 2014 at 1:04 pm

    Uff, qué estrés. Para mi, nuestras primeras vacaciones fueron lo contrario. Nos fugamos una semana a Madeira, lejos de las familias y fueron unos días de relax total. Yo que me marché de casa completamente mal de la cabeza, volví renovada y con la cordura recuperada… alejarme de las abuelas me sentó de maravilla.
    En vuestro caso, supongo que el calor os jugó una mala pasada… y lo del coche también. Como decimos por aquí, una para hacer y otra para aprender. Para la próxima seguro que os va mejor!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 1:12 pm

      ¡A Madeira nos teníamos que haber ido nosotros! :-)) El año que viene cambiamos de destino. Y esperemos que Mara ya acepte mejor el coche. De lo contrario, estamos jodidos 😛 ¡Un abrazo!

  7. Raquel, Eldiariodetumami
    Responder
    3 septiembre 2014 at 1:20 pm

    Oooh al final ni quedamos ni na de na!! Estabais vosotros para pensar en quedar…jajajaja. Bueno siempre debemos pensar en positivo y de los errores se aprende, ya sabéis perfectamente que es lo que NO debéis hacer! Seguramente el año que viene tengáis unas muy buenas vacaciones, ya veras. Besazos familia!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 4:46 pm

      Nuestra intención era esa, avisarte para quedar, pero al final la realidad nos quitó la idea de la cabeza :-)) Otra vez será! Un besazo!

  8. 3 septiembre 2014 at 1:26 pm

    Vaya, qué pena que vuestras vacaciones hayan sido tan complicadas. De todas formas, seguro que después de un tiempo se os olvidan los momentos de tensión y recordáis solo los buenos momentos. Pero sí, esos ratos de lloros, calorazo y cansancio son mortales. Los típicos momentos que te hacen pensar que se estaba mejor en casa…
    Yo creo que nuestras vacaciones fueron un éxito porque nos olvidamos de comidas en el hotel, al final el buffet fue un exitazo, pero claro, con las intolerancias de Mara es todo más complicado. De todo se aprende y seguro que a la próxima no falláis. Ánimo en la vuelta a la rutina y es un gusto tenerte otra vez por aquí

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 4:48 pm

      Pero qué maja eres, oye! La verdad es que lo de las intolerancias nos limitaba mucho. Espero que desaparezcan y el año que viene nos quitemos ese dolor de cabeza. Seguro, seguro, seguro que va a mejor! Un besazo! Y el gusto es mío por poder compartir esta tribu con gente tan molona como tú! 😉

  9. 3 septiembre 2014 at 2:33 pm

    Siento leer esta experiencia… Nuestro primer viaje también fue horroroso pero este segundo ha sido un éxito. No desesperéis y volver A intentarlo eligiendo con calma. Yo elegí las horas de viajar en coche, un lugar con playas A la vuelta de la esquina, con facilidad de comidas, piscina
    Porque A Coquito la arena no le va y demás… Descansar se descansa poco pero al menos desconectamos.
    Un abrazo

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 4:49 pm

      Ese es el objetivo, desconectar de la rutina, porque descansar ya sabemos que se acabó por unos años :-)) Coquito se parece mucho a Mara, así que tu caso nos sirve de buena referencia! El año que viene volvemos a por todas! ¡Un abrazote!

  10. 3 septiembre 2014 at 2:43 pm

    Claro que el año que viene irán mejor, pero como dices lo importante es quedarte con lo bueno, y de lo no tan bueno, reirte. Tal vez con más tiempo y más planificación hubieran estado mejor, y si el verano que viene no queréis arriesgados con el calor infernal, ¡veniros al norte! El coche no os lo quita nadie pero por lo menos de calor te aseguro que no os agobiareis.

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 4:50 pm

      Ya queríamos ir este año al norte, pero como estuvimos unos días en Valencia con la familia, por no coger mucho más el coche, nos fuimos a Alicante. Pero el año que viene el norte está entre las preferencias. Si es así, te avisaremos! 🙂

  11. 3 septiembre 2014 at 2:48 pm

    De todo se aprende y como tú bien dices, hay que quedarse con lo bueno!
    Ánimo con la vuelta!!!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 4:50 pm

      ¡Y tanto, compañera! Los errores de este año no se volverán a cometer el que viene! Ahora ya al lío y la rutina!

  12. 3 septiembre 2014 at 6:07 pm

    Lo de las veces que hay que parar en coche… ¡hasta con mi bichilla que es de infrademanda cualquier viaje de hace eterno! Barcelona-Madrid pasa a ser un trayecto de 6 horas a 9. Y mira que la niña estaba casi todo el rato durmiendo, pero aún así, cada para era eterna entre teta, comida, pipís, cacas y un ratito de estirar las pierna. Eso sin contar una vez que paramos a dar la teta y nos volvimos al coche sin haberlo hecho ¡vuelta a parar otros pocos de kilómetros más adelante! Yo el año que viene ¡me monto en un crucero y que sea o que Dios quiera!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      3 septiembre 2014 at 6:12 pm

      jajajajaja Crucero o avión, pero no quiero saber nada del coche. Es más, ahora lo tocamos lo justo y siempre que podemos utilizamos el transporte público, que a la niña le gusta más. Creo que nos ha salido firme defensora de los servicios públicos 😛

  13. 3 septiembre 2014 at 8:51 pm

    Qué estrés! pero me quedo con los momentos buenos… seguro que hicisteis un montón de fotos a Mara en la playa, disfrutasteis ese primer baño, cambiasteis de aires y… aprendisteis la lección! cometer errores es una forma de aprender, así para el próximo viaje sabreis realmente qué escoger (destino, alojamiento, etc)

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:11 am

      Dicen que el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra. Esperamos no confirmar la teoría el año que viene 😛

  14. Ana
    Responder
    3 septiembre 2014 at 9:21 pm

    Querida familia, aquí la monster family en proceso de me duermo cuando me de la gana, vamos que nos queda un rato….
    Estaba leyendo a mis chicos tu post y opinamos lo siguiente:
    Monstruito dice aaaa aaaa aaaaa aaaaa
    Papa monstruito esta viendo alvin y las ardillas.
    Y yo os digo que el calor es el peor enemigo de nuestros hijos tranquilos y sumisos…
    El año que viene para el norte, bienvenidos al norte!! Nosotros teníamos miedo y reconozco que ha sido una buena experiencia…
    El agua del cantábrico amansa a las fieras!!!!
    Las experiencias nos hacen ser quien somos…
    Un abrazo chatarrero…

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:12 am

      Pero qué profunda, amiga. Si aprendieses a poner bien tu correo electrónica, ya sería la leche, jajajaja Maldito calor. Y parece que no se quiere ir. No sé quién necesita más el otoño, si Mara o nosotros. El año que viene más y mejor, eso seguro :-)) ¡Un besote!

  15. 3 septiembre 2014 at 10:05 pm

    Ay, bonicos, bueno, no desesperéis. Yo creo que a todos los nuevos padres nos ha tocado reajustar un poco nuestro concepto de vacaciones la primera vez que hemos tenido que afrontarlas con nuestros bebés. Y vosotros con vuestra Maramoto, pues más todavía. Pero bueno, seguro que el año que viene se os da mucho mejor, ya veréis. Por lo menos disfrutó con el agua! Besotes!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:14 am

      Menos mal que no desesperamos, porque si lo hiciésemos ya no saldríamos de casa :-)) Me quedo con eso, con verla tan feliz en el agua. A ver si dentro de una semana cuando volvamos a Valencia podemos llevarla otra vez a bañarse en la playa 😉 ¡Un besote!

  16. 3 septiembre 2014 at 10:18 pm

    Equivocarnos es la base para aprender! Seguro que las próximas vacaciones os salen rodadas! Nosotros ni siquiera nos hemos atrevido a irnos de vacaciones este año con Morlita con 6 meses y eso que es la mar de tranquililla!! Pero nos daba palo montarla en un avión o un barco y para salir de la roqueta no nos queda otra! En fin el año que viene será! Eso si! Hemos tenido su primer día de playa y le encantó!!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:15 am

      No tengáis prisa. El año que viene con año y medio seguro que es el momento perfecto y las disfrutaréis a lo grande. Nosotros esperamos que también. Que después de este año, yo creo que ya nos toca 🙂 ¡Un abrazo!

  17. 3 septiembre 2014 at 10:39 pm

    Bienvenidos! bueno que caótico, pero al menos habñeis estado juntitos disfrutando y compartiendo, que también nos hace falta salir del día a día. Poco a poco, son pequeños y no entienden tanto como a veces esperamos jiji. Nosotros nos vamos el mes que viene, también en coche, a ver qué tal. Un besazo familia

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:16 am

      Me quedo con eso: Con salir de la rutina y disfrutar en familia. Aunque fuese muy caótico 🙂 Ya nos contaréis qué tal vuestra experiencia! ¡Un besote!

  18. Susana Flores
    Responder
    3 septiembre 2014 at 10:46 pm

    Jeje, cuanto te entiendo!Nosotros hemos llegado hoy de Canarias, y ha habido dias que han sido un poquitin estresantes. Desayunando, comiendo y cenando en restaurantes, con el BLW, que mi niñó esta en plena crisis y solo quiere teta, no veas encontrar algo para que por lo menos chuperreteara y nos dejara comer algo. Fuimos a un restaurante indio, y lo bueno es que le encantó, lo malo que acabamos con el Tikka Masala hasta las orejas, no sé si nos dejarán volver, jeje. Lo bueno de todo y que no cambio por nada, que mi pequeñín vio la playa por primera vez y se lo pasó pipa revolcandose por la arena en pelotillas, chupándose los dedos llenos de arena, beber agua del mar directamente del cubito de playa, asi que por esos momentos todo ha merecido la pena, aunque estabamos deseando volver a casa para descansar, jeje.

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:18 am

      jajajajaja Me ha hecho mucha gracia tu comentario y lo del BLW, porque un día de las vacaciones se nos ocurrió ir a un restaurante a comer y Mara estaba tal y como comentas que estaba tu hijo en Canarias. Y no veas la que lío. No paraba de gritar y de tirar comida al suelo. Éramos el centro de atención. ¡Con lo que nos gusta a nosotros pasar desapercibidos! Luego con el tiempo te ríes, pero en ese momento no sabes dónde meterte :-))

  19. 3 septiembre 2014 at 10:54 pm

    Oh!siento mucho que vuestras vacaciones no saliesen como queríais. Pero,como dices,los momentos buenos o menos malos no los olvidaréis y de los demás aprenderéis para mejorar las próximas vacaciones. Os recomiendo Gijón para el próximo año,noches con colcha,playa con mucha arena para poder jugar sin quemarse,buena comida y parques con animales. Je,je,parece que me llevo comisión. Pero es que a mi me encanta y para el peque han sido unas muy buenas primeras vacaciones. Si el peque hablase diría: Mara,nos vamos el próximo verano!!!!!
    Besos y muy buenas noches

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:20 am

      Asturias. Ese iba a ser nuestro destino. Pero al final, como nos acercamos a Valencia a ver mis padres, ya no estábamos con ánimos de pegarnos el palizón hacia el norte, por eso lo de Alicante. Pero una y no más. ¡El año que viene al norte! ¡Un besote y me alegro de que disfrutaseis de esas primeras vacaciones juntos!

  20. 4 septiembre 2014 at 12:18 am

    Ufff cómo te entiendo. Lo primero de todo, te digo que para un bebé, sea de alta demanda o no, es normal llenarse de estrés con los cambios de clima, rutina, con los viajes… Recuerdo el prImer viaje con Leo, tenía 10 meses, y bueno, ya he comentado alguna vez que Leo no sé si es el típico bebé de alta demanda, más bien es un bebé (era, que ahora tiene casi 4 años) muuuuy demandante.

    Durante toda la semana no se separó de mí. Tenía que estar en constante contacto físico conmigo, si no lloraba. Un agobio, sobretodo porque nos fuimos de vacaciones a la casa de unos amigos SIN HIJOS que además habían invitado a otra pareja con una niña de 4 años lo más despegada e independiente que se puede ser en la vida. Nos sentimos fatal.

    Este año hemos ido por primera vez de vacaciones con Nora, es decir, nuestra familia de 4, y madre mía, ha sido un poco como la tuya. La peque suuuper demandante y Leo… pues bueno, a su manera sigue siendo así también, no juega casi solo y nos reclama todo el rato, y si está en casa ajena y sin casi juguetes más aún.

    En fin, hay que aprender de la experiencia. El año que viene cambiaremos algunas cosas que nos harán la estancia más agradable. Por cierto nosotros estuvimos en Oliva, y los dos primeros días calorazo horrible Que hizo que Nora se despertara ocho mil veces cada noche…

    ÁNIMO!!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      4 septiembre 2014 at 10:22 am

      Leo tiene muchas cosas de Mara. Muchas. Así que entre nosotros nos entendemos a la perfección :-)) Mal de muchos, consuelo de tontos. O eso dicen, jajajaja Y quieras que no es un consuelo saber que estas cosas no nos pasan sólo a nosotros. Pero seguiremos intentándolo. Rendirse nunca :-)) ¡Un abrazo grande, familia!

  21. 5 septiembre 2014 at 12:35 am

    Siento mucho que salieran así las vacaciones, seguro que las próximas son mejores. Vikingo suele dormirse en el coche y no daba problemas pero ha empezado estas últimas semanas a gritar como un loco e intentar escaparse de la silla, eso de ir atado no es lo suyo. Nosotros nos vamos en dos semanitas, a ver que tal la experiencia esta vez. Besos!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      5 septiembre 2014 at 9:21 am

      jajajaja Cómo te entiendo. Para nosotros es obligado ir uno de los dos detrás con Mara, porque la tía tiene alma de escapista y cuando menos te lo esperas está de pie en la sillita. Tenemos que ir con mil ojos! Ojalá salga bien esa experiencia! ¡Un besote!

  22. 5 septiembre 2014 at 11:22 am

    Vaya, pagásteis la novatada pero bien!!! no te preocupes, que estas cosas se van perfeccionando y lo más importante es que Mara irá creciendo…

    Besossssssssssssss

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      5 septiembre 2014 at 12:39 pm

      Seguro que sí! El año que viene más y mejor 🙂 ¡Un beso!

  23. Lul
    Responder
    8 septiembre 2014 at 10:09 am

    Estaba yo planificando qué ver durante nuestras mini-vacaciones de 3 días, lo comenté con súper-papá, y me responde serio “¿tú estás loca? ¿Quieres meter a nuestra Pequeña Goblin en un museo? ¡Anda! Busca parques que nos serán más útiles”. Vamos a ir en tren, el hotel está en pleno centro de la ciudad, estoy consultando restaurantes que tengan tronas (a las malas hacemos picnics), pero después de la aseveración de mi marido decidí dejar de mirar cosas para ver, callejearemos, pasearemos, iremos a jardines y parques, y si hay suerte tal vez podamos visitar algún sitio interesante. Pero no esperamos mucho, sólo salir de la rutina diaria y que nuestra peque disfrute del viaje (en la medida de lo posible). Ya contaré qué tal… A ver si nos va mejor que a vosotros con Maramoto.

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      8 septiembre 2014 at 11:28 am

      Esperamos entonces vuestras noticias 🙂 Seguro que va todo genial! A Mara con museos y demás no tenemos problemas. Como suele haber mucha gente y muchas cosas que le llaman la atención, ella se lo pasa pipa en modo observadora 😉 ¡Mucha suerte, familia!

  24. karen
    Responder
    9 septiembre 2014 at 11:01 pm

    Como te entiendo!!! Tengo una igualita en casa, con el pack completo de intolerancias alimentarias, ataques de gritos, llantos y sacudidas q parecen ser posesiones demoníacas, el odio al carro y a los viajes en coche. Es imposible pasar desapercibidos con una peque así, yo no me anime a irme de vacaciones y bien que hice xq coincidió con que la niña empezó a caminar y no se xq esta más llorona que nunca.
    Si te sirve de algo cuando le cambiamos la silla del auto por una nueva mirando hacia delante los viajes acusticos se redujeron considerablemente, salvo que tenga hambre o sueño o q ya vaya cabreada.
    Suerte con la peque!

    • Un papá en prácticas
      Un papá en prácticas
      Responder
      10 septiembre 2014 at 10:15 am

      ¡No estamos solos! No es que me alegre, pero me consuela saber que hay más gente en nuestra situación 🙂 Veremos cuando la renacuaja empiece a andar y cambiemos de sillita en el coche. Os iré contando 🙂 ¡Un beso!

Deja un comentario

* Rellena todos los campos

En cumplimiento de la legislación española vigente en materia de protección de datos de carácter personal y del reglamento europeo RGPD 679/2016 le informamos de:

Responsable: Adrián Cordellat + info

Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info

Legitimación:: Consentimiento expreso del interesado. + info

Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.

Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info

Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web unpapaenpracticas.com + info