Un día abrí un blog de paternidad

papas blogueros

Un día abrí un blog de paternidad y lo hice sin pretensiones, con la certeza de que más pronto que tarde acabaría abandonado en la cuneta de cualquiera de las autopistas de la red, como me ha pasado con tantos y tantos otros blogs que he abierto a lo largo de mi vida. Nunca he sido muy constante, para qué nos vamos a engañar, sino más bien de inspiraciones espontáneas. Y los blogs necesitan constancia.  Continue reading “Un día abrí un blog de paternidad”

dav

Primeras veces que son últimas veces

El otro día charlé con una mamá bloguera que acaba de ser madre por tercera vez y ambos coincidimos en una cosa: que los segundos (y en su caso los terceros) hijos se disfrutan más. O al menos de una forma diferente. Más calmada. Más consciente.

malabares

Malabares

Digamos que esta semana nos hemos sentido como los malabaristas a los que se les cae una bola (la de los hijos) y mientras intentan recuperarla ven cómo se desmoronan una tras otra todas las demás.

hermanos

Hermanos: El yin y el yang

No existen dos personas iguales y, por lo tanto, no existen dos hermanos iguales. Bueno, físicamente sí, que están los gemelos. Y Leo, que es una calcomanía de Mara. Pero lejos de los parecidos físicos, cada niño tiene su carácter y eso es algo que se ve y se intuye desde recién nacidos.