Un día en el Museo

Instagramers GalleryComo comentaba en un post hace ya algún tiempo, la llegada al mundo de la pequeña saltamontes ha traído consigo un cambio en nuestras rutinas. Sin embargo, una de las cosas que no hemos perdido ha sido nuestra afición a escaparnos los fines de semana al centro de Madrid y adentrarnos en diferentes museos para ver las exposiciones que tienen en cartel. Una actividad que antes realizábamos más a menudo (por gusto y por trabajo) y que ahora retomamos puntualmente cuando alguna muestra nos llama especialmente la atención. Y de paso, y ya que estamos en el centro, nos comemos un bocata de calamares y unas bravas en la Plaza Mayor. Como manda la tradición (O al menos nuestra tradición).

Los museos son un buen lugar al que ir con niños. Primero porque si son bebés, suelen ser lugares acondicionados a la perfección para papás intrépidos. Con sus cambiadores y salas de lactancia (Espectacular, por cierto, la del Museo Thyssen). Segundo porque si son niños ya más mayores, las exposiciones suelen ir acompañadas de actividades para niños. Tercero, aunque tiene mucho que ver con el segundo argumento, porque es una forma divertida y lúdica de acercar a los peques de la casa a la cultura. Y cuarto y último porque es una forma diferente y tan válida como cualquier otra de disfrutar del ocio en familia. Y esto, amigos, no tiene precio.

En nuestro caso la peque aún es muy pequeña y en muchas ocasiones está profundamente dormida en la mochila mientras vemos la exposición (Donde muchas veces, especialmente si está despierta, es capaz de acaparar más protagonismo que la obra del pintor en cuestión). Pero cuando está espabilada y en plenas facultades, me doy cuenta de que le van llamado la atención los colores. Y las figuras. Lástima que el otro día no estuviese despierta cuando entramos en la sala del zoótropo en la exposición sobre Pixar que acoge Caixaforum Madrid. Porque aunque no entendiese nada, estoy seguro de que hubiese alucinado. Como alucinamos nosotros y todos los presentes. Y con estas cosas da igual la edad. Cinco que ochenta años. Ante tal espectáculo que muestra al público cómo se genera el movimiento no queda más remedio que exclamar de admiración. Y eso que ya habíamos visto el mecanismo del zoótropo en otras exposiciones (como la que acogió el propio Caixaforum sobre la figura de Melies), pero verlo con los personajes de Toy Story y de forma tan nítida nos dejó impresionados.

Imagen cedida por Fundación La Caixa
El Zoótropo: Imagen cedida por Fundación La Caixa

Creo que es lo más destacable de la exposición de Pixar. Quizás porque después de eso ya nada te puede sorprender. Aún así, es una muestra más que recomendable. Para niños (¡Estaba lleno de ellos!), pero también para no tan niños. Es una delicia ver cómo evolucionan los personajes y los decorados de todas las películas de Pixar desde que se conciben hasta que finalmente llegan a la gran pantalla. Y el mucho tiempo que lleva sacar adelante producciones de este calibre. Un bonito paseo, en fin, para reencontrarse con Nemo, Ratatouille, Wall-E y compañía.

Para los amantes de Instagram

Y ya que estábamos en Madrid, nos acercamos a la Gran Vía, y más concretamente al Espacio Fundación Telefónica, para visitar una exposición que sé que encantará a todos los fans de Instagram. Que me consta que son muchos. Y es que, en este espacio que ya recomendé en mi primera colaboración con Mammaproof, han inaugurado la primera Instagramers Gallery de Europa (sólo Miami se nos adelantó a nivel mundial). Una galería que convierte las fotos de Instagram de usuarios anónimos como vosotros o como yo en piezas de arte de un museo. Quién sabe, ¡igual hay alguna imagen vuestra en la parte dedicada a las fotografías de la capi y sois famosos y no lo sabéis!

Aquí, aparte de disfrutar de unas fotografías espectaculares (que me hacen dudar que hayan sido tomadas con un móvil y no con una cámara profesional), podréis haceros una foto molona dentro de un móvil (lo que me gustan a mí estas chorradas), como si fueseis parte de una foto apunto de retocar en Instagram. Llamadme freak, pero fue lo mejor de la visita… 😉

 

23 respuestas

  1. 8 mayo 2014 at 10:05 am

    jajajaj, lo de instagram me ha mataoo!!
    Normal que la peque acapare la atención, está preciosa!
    tengo muchas ganas de empezar a “musear” de nuevo… y llevar a la nena conmigo!
    un abrazo

    • 8 mayo 2014 at 10:10 am

      jajajaja Soy muy fan de hacerme fotos así. Freak que es uno 😛 Os seguiremos contando exposiciones que visitemos 😉 ¡Un abrazote!

  2. 8 mayo 2014 at 10:26 am

    La foto mola y mucho, jajaja. Yo me hubiera hecho la misma, fijo 😉

  3. 8 mayo 2014 at 10:43 am

    Estaba esperando este post, que lo sepas!! jejeje
    Tenemos que ir, pendiente está 😉

    • 8 mayo 2014 at 10:46 am

      Anda que no te he hecho esperar! Lo tenía escrito desde hace mil, pero iba sacando otros temas y este nunca veía la luz 🙂 Ya me contarás qué tal 😉

  4. 8 mayo 2014 at 2:42 pm

    Muy buenas recomendaciones. Nosotros hemos estado en Semana Santa viendo también la de PIXAR, y me pasó lo mismo… mi lechona, durmiendo como una bendita. Apenas ve la tele en casa, todavía ¡¡pero sé que hubiera flipado con la proyección del anexo final!!
    Creo que a mucha gente le tira un poco para atrás salir con los enanos a los museos, galerías, expos y demás, pero yo también creo que es una opción genial para salir con ellos y tratar de hacer algo diferente. ¡¡Hay que fomentar la cultura como sea, que falta nos hace!!
    ¡Un saludo de otro papá en prácticas!

    • 8 mayo 2014 at 2:56 pm

      ¡Buenas, compañero! La verdad es que es un placer poder salir con ellos a museos y exposiciones. Por nuestra parte fue casi lo primero que hicimos, ya que en los meses de invierno eran una buena actividad para hacer en cerrado, sin pasar frío, y en la que la peque, yendo en la mochila, se dormía con facilidad y estaba la mar de tranquila 😉 ¡Un abrazo y bienvenido, papá en prácticas! 😉

  5. 8 mayo 2014 at 3:02 pm

    ¡Me encanta la foto! La verdad es que en Madrid hay muchísimas opciones y posibilidades para ir a ver museos con niños y bebés. Yo lo tengo en la agenda y espero escaparme un fin de semana pronto 🙂

    • 8 mayo 2014 at 3:05 pm

      Si por algo me gusta ir a Madrid es por estas cosas, porque por regla general me agobia un poco tanta gente junta :-)) Recomendada 100% si te acercas a la capi! ¡Muak!

  6. Raquel
    Responder
    8 mayo 2014 at 3:06 pm

    Aai ves ahora te envidio yo!! Por aquí museos pocos y los que hay ya los hemos visitados todos especialmente si son arqueológicos (al papá del gordo le mola). La foto muy molona, tiene que estar interesante las fotos de instagram xD.
    Besotes

    • 8 mayo 2014 at 3:52 pm

      jajajajaja Vamos a intercambiar el domicilio por unos meses, ¿te parece? xD ¡A ver si os escapáis alguna vez a Madrid y de paso os vemos! 😉

  7. 9 mayo 2014 at 11:34 am

    Qué envidia me dais! Cuando el bichito era más pequeña y aguantaba más rato en la mochila si que lo haciamos, pero ahora que sólo quiere corretear por todas partes, lo tenemos un poco abandonado, porque además aun es pequeña para las actividades de niños.. Dentro de poco lo retomaremos…

    Un abrazo!
    PD A mi me encanta la foto!

    • 9 mayo 2014 at 2:32 pm

      Esa edad intermedia es la complicada, porque quieren corretear y tocarlo todo, pero no hay actividades para ellos. Ya mismo estáis de vuelta al lío, ¡seguro! 🙂 ¡Un besote!

  8. 9 mayo 2014 at 12:13 pm

    ¿Tan pequeña y de museos? Ya no tenemos excusa para no salir de casa cada fin de semana.

    • 9 mayo 2014 at 2:32 pm

      Aprovechad ahora, que luego cuando empiecen a andar y querer tocarlo todo será más difícil 😉

  9. 9 mayo 2014 at 2:29 pm

    Nosotros también disfrutamos de museos con Iris. Cuando era más pequeña solía estar dormida pero ahora, no para!!

    • 9 mayo 2014 at 2:33 pm

      jajajaja Imagino. Es más fácil cuando son más pequeños. Luego a ver quien el valiente que los mantiene en orden en mitad del Prado 😉

  10. 9 mayo 2014 at 3:19 pm

    Ala! ¡Qué guay! Ya me gustaría a mí que hubiera museos tan interesantes en mi ciudad

    • 9 mayo 2014 at 3:22 pm

      Sólo tienes que escaparte un finde para Madrid 😉 Recomendación del papá en prácticas, jejeje

  11. 15 mayo 2014 at 8:39 pm

    Los museos son una opción genial para ir von los churumbeles. Nosotros estuvimos en la National Gallery con el nuestro y se despertó justo en la sala de los impresionistas. Flipó con los colores y en un momento tuve que estar rápida agarrándole la mano que se acercaba peligrosamente a un cuadro de Cezanne!

    • 16 mayo 2014 at 7:27 am

      Qué curioso. A nosotros nos pasó lo mismo con Cezanne en el Thyssen. Primero iba dormidita, pero cuando despertó flipaba con los colores. Eso sí, la manteníamos a una distancia prudencial de las obras, que esta niña es de manos rápidas :-)) ¡Gracias por tu comentario!

Deja un comentario

* Rellena todos los campos

En cumplimiento de la legislación española vigente en materia de protección de datos de carácter personal y del reglamento europeo RGPD 679/2016 le informamos de:

Responsable: Adrián Cordellat + info

Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info

Legitimación:: Consentimiento expreso del interesado. + info

Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.

Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info

Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web unpapaenpracticas.com + info